One Health

One Health

La cría de animales, independientemente de las regiones, especies o propósitos de consumo, es una cuestión de sustento para los ganaderos y una fuente importante de alimento para el consumidor. Nosotros en Kela tomamos tanto a productores como a consumidores muy en serio. Nuestro modelo de negocios se basa en apoyar a los productores en la protección de su ganado de enfermedades en los entornos regionales y modelos económicos más diversos. Nuestra responsabilidad social se inspira en ayudar a garantizar que los productos de los ganaderos sean saludables y seguros para quienes lo consumen. Por lo tanto, Kela promueve el uso responsable y sostenible de antibióticos y otros medicamentos en la agricultura, pero también para los animales de compañía.

Nuestra filosofía de «una sola salud» se basa en la creencia de que la buena salud animal es un beneficio social y económico importante para nuestros clientes y sus animales, así como para los consumidores y el medio ambiente en general. Nuestra principal contribución a la creciente conciencia sobre la importancia de la agricultura sostenible es en el área de entrenamiento y educación. Nuestros expertos veterinarios trabajan con clientes y distribuidores locales para brindar asesoramiento sobre conductas sostenibles en el cuidado de los animales. Y cuando el uso de antibióticos es inevitable, recomendamos el tratamiento individual de los animales en lugar de la administración sistemática.La penicilina es por excelencia un producto que se ajusta a nuestro enfoque de «una sola salud», ya que permite precisamente tratamientos inyectables personalizados. El tratamiento individual les permite aplicar la dosis y el ciclo de tratamiento correctos según los requisitos del animal, de conformidad con las instrucciones de la etiqueta. Cuando no es posible el tratamiento individual, como en las aves de corral, nuestros polvos solubles se pueden dosificar fácilmente. También asesoramos a las empresas agrícolas industrializadas sobre las tecnologías de dispensación de productos solubles que llegan efectivamente a los animales afectados a través de el suministro de agua potable. Tales medidas en sí mismas significan grandes contribuciones al uso sostenible de medicamentos en la agricultura.